¿A partir de qué edad usar el gimnasio para bebés?

¿A partir de qué edad usar el gimnasio para bebés?

Los bebés cuando nacen todo lo que hacen es comer y dormir. Durante los tres primeros meses, la relación entre los padres e hijos se forja en los escasos momentos que el bebé está despierto y es durante ese rato cuando los nuevos papás y mamás tienen que fomentar su desarrollo físico, con gimnasios para bebés, e intelectual, con música, figuras y colores, pero ¿a partir de qué edad usar el gimnasio para bebés? A continuación, vamos a intentar explicar todo lo que se debe saber sobre estas mantas con accesorios para bebés.

¿Qué es un gimnasio para bebés?

Pese a su nombre, un gimnasio para bebés no es más que una manta acolchada fijada a una barra en la que hay colgadores de diferentes tipos y formas; espejos, peluches, sonajeros… La finalidad de esto es hacer que, mientras el pequeño está tumbado en la manta, intente alcanzar con manos y piernas los diferentes artilugios y, de esta manera, su aparato locomotor y su aparato psicomotriz se vayan desarrollando poco a poco.

Las ventajas de las alfombras de juego son muchas. En primer lugar, favorecen el desarrollo del pequeño, en segundo lugar, permiten que este esté entretenido y, en tercer lugar, hacen que los papás estén más tranquilos viendo como su hijo juega, se divierte y aprende.

¿A partir de qué edad usar el gimnasio para bebés y cuándo dejar de usarlo?

Lo habitual es que los niños de 0 a 3 meses no sean capaces todavía de familiarizarse con formas o colores pues, aunque ya están capacitados para diferenciar unas cosas de otras, todavía no interactúan con ellas. No obstante, a partir de este momento los niños empiezan a abrir sus manitas, a mover con mayor intensidad sus piernas… en definitiva, tratar de tocar y conocer todo lo que les rodea. Es a partir de aquí cuando conviene comenzar a utilizar los gimnasios de bebés. El pequeño todavía no se aguanta de pie por sí mismo pero, tumbado en la manta, puede empezar a mover sus piernas y así fortalecerlas.

Sin embargo, hay que tener en cuenta que el crecimiento de los niños es muy rápido y pronto empezarán a andar y/o gatear. Aunque los gimnasios para bebés sean muy positivos cuando tu pequeño todavía no ha llegado a esa etapa, luego ya no lo son tanto. Si se habitúa a estar tumbado, no conocerá otras posturas y posiciones lo que podría ralentizar su aprendizaje. Recurrir a los tacatás, que también disponen de juegos y accesorios para que corre y se divierta, o a los gimnasios de bebés para ducha, aptos para utilizar en posición vertical, pueden ser a partir de ahora la mejor forma de hacer que tu hijo evolucione, sustituyéndolos por las mantas de juego para bebés.

Qué opinas?

Otros Productos

Gimnasio crece conmigo Fisher-Price

gimnasio para bebe fisher price

Si estás buscando un gimnasio para bebés pero ninguno termina de convencerte, te invitamos a que le eches un vistazo a este gimnasios de la marca Fisher-Price...

Gimnasio para bebés Bright Starts

gimnasio para bebe colores

Si estás buscando un gimnasio para bebés que permita a tu hijo entretenerse mientras tu te dedicas a otras tareas del hogar, este modelo es el que más te co...

Gimnasio para bebés Playgro

gimnasio para bebe playgro

¿Quieres que tu hijo comience a desarrollar cuanto antes sus habilidades motoras y muestre tener interés por las cosas que le rodean? Entonces deberías tener...

Gimnasio Babyfield para bebés

gimnasio para bebe estrellas

Si quieres adquirir un gimnasio para bebés divertido al mejor precio, sin duda alguna este modelo de la prestigiosa marca Babyfield es la opcón que más se am...